miércoles, 5 de octubre de 2011

HIPERTENSION ARTERIAL

La H.T.A. es el factor de riesgo de las enfermedades del aparato circulatorio que motiva un mayor número de consultas, y es la principal causa de cardiopatías coronarias, accidentes cerebrovasculares e insuficiencia renal.
Podríamos definir la H.T.A. como un aumento de la presión arterial sistólica (PAS) o diastólica (PAD) por encima de los parámetros que se consideran óptimos.
La clasificación propuesta por el VI informe de la JNC en 1997 es el siguiente:
OBJETIVOS
OBJETIVOS GENERALES CON EL PACIENTE HIPERTENSO
 A corto plazo, mejorar la calidad de vida y disminuir las complicaciones cardiovasculares.
A largo plazo, la reducción de la morbimortalidad cardiovascular.
OBJETIVOS ASISTENCIALES CON EL PACIENTE HIPERTENSO
Prevenir y detectar precozmente complicaciones cardiovasculares.
Detectar precozmente efectos adversos del tratamiento farmacológico.
Adecuada cumplimentación del tratamiento farmacológico.
Adecuada cumplimentación de las medidas dietéticas y ejercicio.
Eliminación o reducción de hábitos nocivos (tabaco, alcohol).
Aproximación a normopeso (sobrepeso y obesos).
Reducir el nivel de estrés.
Atender otros problemas que se detecten durante el proceso asistencial (estreñimiento, problemas de sueño, etc.).
CAUSAS, INCIDENCIA Y FACTORES DE RIESGO
La presión sanguínea está determinada por la cantidad de sangre bombeada por el corazón y por el tamaño y condición de las arterias. Hay muchos otros factores que pueden afectar la presión sanguínea, entre ellos: el volumen de agua en el organismo, la cantidad de sal en el cuerpo, la condición de los riñones, del sistema nervioso o de los vasos sanguíneos y los niveles de las diferentes hormonas en el cuerpo.
La hipertensión "esencial" no tiene causa identificada; puede ser ocasionada por factores genéticos y factores ambientales, como el consumo de sal, entre otros. La hipertensión esencial comprende más del 95% de todos los casos de hipertensión.
La hipertensión "secundaria" es la presión sanguínea alta causada por algún otro trastorno, como:
Tumores de las glándulas suprarrenales
Síndrome de Cushing
Trastornos renales
üglomerulonefritis (inflamación de los riñones)
üobstrucción vascular renal o estrechamiento
üinsuficiencia renal
Uso de medicamentos, drogas u otras sustancias químicas
Uso de anticonceptivos orales
Síndrome hemolítico-urémico
Periarteritis nudosa
Enteritis por radiación
Fibrosis retroperitoneal
SÍNTOMAS
Generalmente, no se presentan síntomas, pero, ocasionalmente, la persona puede experimentar un dolor de cabeza leve. Si el dolor de cabeza es fuerte o si la persona experimenta cualquiera de los síntomas que aparecen a continuación, debe consultar de inmediato con un médico, ya que puede ser un signo de presión sanguínea peligrosamente alta (llamada hipertensión maligna) o una complicación de dicha presión sanguínea alta.
Cansancio
Confusión
Cambios en la visión
Dolor de pecho tipo angina (dolor en el pecho opresivo)
Insuficiencia cardiaca
Sangre en la orina
Hemorragia nasal
Latidos cardíacos irregulares
Zumbido o ruido en el oído

SIGNOS Y EXÁMENES
Se puede sospechar la presencia de hipertensión cuando la presión sanguínea está alta en una sola medición y se confirma a través de mediciones repetitivas durante un tiempo. Se considera que es hipertensión cuando hay una presión sanguínea constantemente elevada; es decir, la sistólica por encima de 140, o la diastólica por encima de 90. El profesional buscará signos de complicaciones para el corazón, los riñones, los ojos y otros órganos en el cuerpo.
Se pueden realizar pruebas cuando se sospeche de causas o complicaciones, de acuerdo con los síntomas que se presenten, los antecedentes y los resultados del examen físico.
TRATAMIENTO
El objetivo del tratamiento es reducir la presión sanguínea a un nivel donde se pueda disminuir el riesgo de complicaciones y éste puede realizarse en casa con una estricta supervisión clínica o en un hospital.
Se pueden utilizar medicamentos tales como los diuréticos, bloqueadores beta, bloqueadores alfa, bloqueadores de los receptores de angiotensina, bloqueadores de los canales de calcio e inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (IECA).
Si la presión sanguínea es muy alta, se pueden requerir medicamentos como la hidralazina, minoxidil, diazoxida o nitroprusida.
La presión sanguínea debe verificarse a intervalos regulares.
COMPLICACIONES
Ataques cardíacos
Insuficiencia cardiaca congestiva
Daño en los vasos sanguíneos (arteriosclerosis)
Disección aórtica
Daño a los riñones
Insuficiencia renal
Apoplejía
Daño cerebral
Pérdida de la visión
Situaciones que requieren asistencia clínica
Es importante que las personas se realicen un control anual de la presión sanguínea, especialmente si existen antecedentes familiares de hipertensión, incluso cuando no se haya diagnosticado presión sanguínea alta.
Si alguien presenta presión sanguínea alta, debe tener citas programadas regularmente con el médico y, si entre dichas citas, se presenta cualquiera de los síntomas mencionados a continuación o la presión sanguínea permanece alta, incluso con tratamiento se debe llamar al médico de inmediato.
Dolor de cabeza severo
Cansancio excesivo
Confusión
Cambios visuales
Náuseas y vómitos
Dolor en el pecho
Dificultad para respirar
Sudoración significativa
PREVENCIÓN
vLos cambios en el estilo de vida pueden ayudar a controlar la presión sanguínea alta:
Se debe perder peso, en caso de tener sobrepeso, ya que este exceso le agrega tensión al corazón. En algunos casos, la pérdida de peso puede ser el único tratamiento necesario.
Se debe realizar ejercicio para ayuda a mejorar la condición cardiaca.
Se deben hacer ajustes en la dieta en la medida de lo necesario. Se recomienda disminuir la ingesta de grasa y sodio (contenido en la sal y el bicarbonato sódico).
Igualmente se recomienda el consumo de frutas, hortalizas y fibra.
ACTUACIÓN DE ENFERMERÍA
La enfermera/o debe monitorear la presión arterial del paciente, ingesta y excreción.
El paciente debe ser advertido de los terribles efectos de una hipertensión no tratada y animado a realizar visitas regulares al médico. También necesita conocer los efectos de los fármacos que ingiere.
La enfermera/o debe desarrollar programas de educación para la Salud.
EDUCACIÓN PARA LA SALUD
Consumo de tabaco
  Se ha demostrado que tanto el tabaco como el consumo excesivo de alcohol producen una elevación de la presión arterial y alteraciones del ritmo cardiaco, así mismo el tabaco contribuye al desarrollo de enfermedades como la arteriosclerosis y por lo tanto es muy recomendable dejar de fumar.
Control de la obesidad
  Es conveniente seguir una dieta equilibrada para evitar la obesidad ya que existe una asociación importante entre la obesidad y la hipertensión arterial, es por ello que la reducción de peso constituye la primera medida a recomendar a toda persona con elevación de su presión arterial.
EDUCACIÓN PARA LA SALUD
Practica de ejercicio moderado
  Practicar ejercicio físico moderado y de forma regular es recomendable para el buen funcionamiento del sistema cardiovascular y para controlar el exceso de peso.
Recomendaciones dietéticas
ü Procurar comer alimentos frescos, verduras, frutas, legumbres, pescado fresco y carne con poca grasa.
üCocinar con poca sal y no llevar el salero a la mesa.
üBeber preferentemente agua, zumos de fruta natural e infusiones.
FACTORES DE RIESGO
Se han identificado factores de riesgo genéticos, comportamentales, biólogicos, sociales y psicológicos en la aparición de la hipertensión arterial, estos han sido clasificados de acuerdo a su posibilidad de intervención, en factores de riesgo modificables y no modificables para facilitar su identificación e intervención. Los factores de riesgo no modificables son inherentes al individuo (sexo, raza, edad, herencia), y los factores de riesgo modificables pueden ser evitados, disminuidos o eliminados.
FACTOR DE RIESGO RELACION CAUSAL: NO MODIFICABLES
EDAD Las personas mayores de 65 años tienen mayor riesgo de presentar hipertensión sistólica. La edad de riesgo se disminuye cuando se asocian dos o más factores de riesgo.
SEXO La hipertensión y el accidente cerebrovascular hemorrágico es más frecuente en mujeres menopáusicas. La enfermedad coronaria y el accidente cerebrovascular de tipo arterioesclerótico oclusivo se presenta con mayor frecuencia en el sexo masculino.
ORIGEN ÉTNICO La hipertensión arterial se presenta de manera más frecuente y agresiva en la raza negra.
HERENCIA La presencia de enfermedad cardiovascular en un familiar hasta 2ª grado de consanguinidad antes de la sexta década de vida, definitivamente influye en la presencia de enfermedad cardiovascular.
FACTORES DE RIESGO MODIFICABLES: FACTORES COMPORTAMENTALES
TABAQUISMO El tabaco es responsable de la muerte anual de más o menos 3.000.000 de personas en el mundo. El tabaco es responsable del 25% de las enfermedades crónicas. Los fumadores tienen el doble de probabilidades de padecer HTA.
ALCOHOL El consumo de una copa de alcohol aumenta la PAS en 1 mm Hg, y la PAD en 0.5 mm Hg. Se ha demostrado que el consumo de alcohol diariamente presenta niveles de PAS de 6.6 mm Hg y PAD de 4.7 mm Hg, más elevados que los que lo hacen una vez por semana, independiente del consumo semanal total.
SEDENTARISMO La vida sedentaria aumenta de la masa muscular (sobrepeso), aumenta el colesterol. Una persona sedentaria tiene un riesgo mayor (20 a 50%) de contraer hipertensión.
FACTORES DE RIESGO MODIFICABLES: FACTORES COMPORTAMENTALES
NUTRICIONALES Elevado consumo de sodio presente en la sal y el bajo consumo de potasio se han asociado a la hipertensión arterial. El consumo de grasas, especialmente saturadas de origen animal, es un factor de riesgo en hipercolesterolemia debido al poder aterogénico que incrementa los niveles de colesterol LDL.
PSICOLOGICOS El estrés es un factor de riesgo mayor para la hipertensión.
SOCIALES estrés se encuentra el patrón de comportamiento tipo A (competitividad, hostilidad, impaciencia, verbalización y movimientos rápidos).
FACTORES BIOLÓGICOS
OBESIDAD El exceso de peso, está asociado con riesgo seis veces mayor de padecer hipertensión arterial, al igual que un IMC > de 27. Por cada 10 Kg. de aumento de peso la PAS aumenta de 2-3 mm Hg y la PAD de 1-3 mm Hg. La circunferencia abdominal de 85 cm. en mujeres y de 9.8 cm. en hombres está asociada a mayor riesgo de Hipertensión, y a dislipidemia,etc.
DISLIPIDEMIAS El estudio de Framingham demostró que el aumento de los lípidos conduce a enfermedad coronaria e hipertensión.
DIABETES MELLITUS La diabetes aumenta de dos a tres veces el riesgo de Hipertensión. El trastorno del metabolismo conlleva a un cambio en el manejo de los lípidos además del daño vascular que produce la enfermedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada